Ayudas a Pymes y Autónomos

Ayudas a PYMES y Autónomos

Las ayudas a Pymes y Autónomos sintéticamente son las siguientes:

– Cese de actividad: el paro de los autónomos para lo que tiene que estar de alta el día 14 de marzo y cesar su actividad o reducir sus ingresos al menos un 75%.

Aplazamientos pueden aplazar las deudas de la Segurtidad Social y aplazar las cuotas que tuvieran que ingresar entre abril y junio aplicando un 0,5%.

Moratoria: de seis meses para el pago de las obligaciones de Seguridad Social de mayo, junio y julio de autónomos y empresarios sin intereses.

Planes de pensiones: autónomos o empresarios que cesen sus negocios pueden rescatar los mismos.

Hipotecas: suspensión del pago de tres meses para autónomos afectados. Exige la presentación de una declaración responsable.

Bono social eléctrico: A autónomos con cese de actividad o reducción de ingresos en un 75%, para facturas de suministro de seis meses.

Autónomos afectados por coronavirus: tendrá consideración de accidente de trabajo a efectos de prestaciones.

Financiación: aval del 80% de los préstamos a autónomos y PYMES. Se gestiona a través de las entidades bancarias.

Bonificación en contratos anteriores: contratos fijos-discontinuos con bonificaciones, se mantienen en los contratos firmados hasta junio.

Aplazamiento reembolsos de préstamos de hacienda para aplazarlo durante el resto del ejercicio 2020.

Fuera de estas ayudas se ha agilizado el procedimiento de expedientes de regulación de empleo para autónomos o pymes que tengan empleados, sea por causa de fuerza mayor, o por causas técnicas, organizativas o productivas.

 

No son muchas, ni responde a las peticiones al Gobierno. Se trata de financiación o bonificación de financiación.

Todo se paga, puede que aplazado, puede que con intereses reducidos pero no existe condonación.

Entendemos que la única solución práctica es que para obtener el paro de los autónomos habrá menos obstáculos que los encontrados hasta la fecha.

La grave situación derivada del coronavirus puede lastrar la recuperación económica por la paralización de la actividad y la reanudación de la actividad económica.

Hay que estar atentos a nuevos desarrollos normativos.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *